¿Qué es una edificación Passivhaus? Principios básicos y beneficios

Nuestra manera de construir tiene un papel fundamental en la lucha contra el cambio climático. Sólo el parque edificatorio mundial fue responsable del 39% de las emisiones de carbono en 2019. Las administraciones han comenzado a comprender su responsabilidad en este sentido y han comenzado a aprobar legislación que garantice reducir las emisiones en todos los sectores, incluido el de la edificación. En Europa, según la directiva 2010/31, los edificios han de ser de consumo casi nulo (construcción nZEB) desde comienzos de 2020, es decir estar construidos bajo los criterios de Passivhaus.

El estándar Passivhaus o Casa Pasiva (o Passive House, como se la conoce en los países anglosajones), permite ahorrar hasta en un 90% en consumo energético, y por tanto en emisiones de carbono. De hecho, una Passivhaus de 1.500 m2 puede conseguir una reducción en las emisiones de hasta 10 toneladas de CO2, ¡el equivalente a la plantación de 1.000 árboles! Las construcciones Passivhaus también garantizan el máximo confort, una alta calidad del aire interior,y una revaloración del inmueble. Veamos en qué consiste y cuáles son los beneficios de esta avanzada manera de construir.

1. ¿Qué es el estándar Passivhaus?

El estándar Passivhaus es el estándar más exigente de eficiencia energética en el mundo. Está enfocado en reducir al máximo el consumo de energía de las edificaciones manteniendo altos niveles de confort en su interior. Formulado en 1988 en Alemania, el Passivhaus se basa en procedimientos exhaustivos en el desarrollo del proyecto y en la ejecución de la obra. Esto último permite garantizar que el rendimiento del edificio construido se corresponde con los valores teóricos de diseño.

 

Passivhaus está enfocado en reducir al máximo el consumo de energía de las edificaciones manteniendo altos niveles de confort en su interior.

2. Los 5 principios básicos del Passivhaus

El estándar Passivhaus cuenta con 5 principios esenciales. Estos 5 principios trabajan conjuntamente para garantizar el rendimiento final de la edificación. Para que el rendimiento sea el estimado, los principios de Passivhaus han de ser verificados tanto durante el diseño como, fundamentalmente, durante el proceso constructivo.

 

5-principios-passivhaus-evalore

Los 5 principios de Passivhaus

 

2.1 Excelente aislamiento térmico

En Passivhaus un factor clave es lograr una envolvente con una muy baja transmitancia térmica. Para lograrlo es necesario colocar aislamiento térmico en abundancia en paredes suelo y techo de la edificación.

2.2 Ausencia de puentes térmicos

Los puentes térmicos son puntos de la envolvente donde la transmitancia térmica es mayor, produciéndose en ellos una pérdida energética considerable. Son producidos generalmente por una discontinuidad en el aislamiento. Passivhaus requiere minimizar puentes térmicos en toda la envolvente, permitiendo la continuidad del aislamiento. Los puentes térmicos, además, generan puntos fríos en el interior que pueden producir humedades, daño en materiales y pérdida de confort interior.

2.3 Carpintería de altas prestaciones

Los edificios Passivhaus requieren de la utilización de ventanas y puertas de altas prestaciones, aisladas y estancas al aire. En el caso de las ventanas se utilizan dos y hasta tres paneles, siendo los exteriores bajo emisivos con cámara rellena de gas inerte. Esto garantiza una muy baja transmitancia térmica, un gran aislamiento acústico y un reflejo o mantenimiento de la energía en las diferentes estaciones.

2.4 Estanqueidad del aire

A diferencia de la creencia de los profesionales del sector de la construcción, la mayor parte de la energía en una edificación se pierde por convección (movimiento de fluidos, en este caso aire) y no por conducción (transferencia de calor a través de un material o varios). Por este motivo, en Passivhaus es fundamental garantizar la estanqueidad al aire exterior, es decir, minimizar las tan comunes infiltraciones. Para lograr esta envolvente hermética, se ha de estudiar durante el proyecto y verificar durante las obras que existe una barrera de aire continua en fachadas, cubierta y suelo que garantice la estanqueidad.

2.5 Ventilación mecánica con recuperador de calor (VMC)

Si bien, si creamos una envolvente estanca, por motivos de salud será necesario garantizar la renovación del aire interior. Para ello, en los proyectos Passivhaus, precisamos incorporar un sistema de ventilación mecánica de doble circuito que, en este caso, incorporará un sistema de recuperación de calor que nos permita minimizar las pérdidas energéticas. En ciertos climas, gracias al recuperador de calor, es incluso posible climatizar los edificios únicamente utilizando la ventilación y prescindiendo de los sistemas específicos de climatización. Una de las ventajas de la ventilación mecánica, en un contexto de alerta extrema por contaminación, es que nos permite controlar con mucha más precisión la calidad del mismo, tratándolo cuando sea preciso.

 

Los 5 principios de Passivhaus en 2′

3. Herramientas y productos específicos de Passivhaus

En el contexto de Passivhaus existen una serie de herramientas y productos en los que deberemos apoyarnos para cumplir con los requisitos del estándar y lograr un rendimiento máximo. Podemos distinguir entre componentes certificados (materiales y sistemas para construcción), software y técnicas de testeado.

3.1 Componentes certificados Passivhaus

Son componentes cuya validez ha sido valorada y garantizada por el Passivhaus Institut. Su utilización no es obligada pero su sello de calidad es una garantía. Entre los componentes certificados se encuentran sistemas de fachada, ventanas, sistemas de ventilación, bombas de calor, y sistemas de hermeticidad.

3.2 Software específico de Passivhaus

PHPP (o Passive House Planning Package)

Es una herramienta con base Excel utilizada en todos los proyectos Passivhaus a modo de modelador energético. En ella se incorporan todos los parámetros correspondientes al proyecto (clima, características del edificio, resultados del test de hermeticidad, etc.), y de ella se obtienen los resultados de rendimiento que nos servirán para verificar el cumplimiento del estándar.

Therm

Es un software gratuito que nos permite analizar los puentes térmicos del proyecto Passivhaus en 2D. La información obtenida habrá que incorporarla posteriormente al PHPP. Además de Therm, existen otros softwares más complejos como Flixo o Trisco, este último en 3D.

BIM (o Building Information Modeling)

Realizar el proyecto arquitectónico con el soporte de un software de generación BIM puede facilitarnos la obtención de datos para el PHPP del proyecto Passivhaus. Además, existen muchas otras sinergias, especialmente con la gestión posterior del inmueble.

3.3 Técnicas de testeado en Passivhaus

Durante el proceso constructivo nos apoyaremos en una serie de técnicas que garantizarán el rendimiento posterior de la edificación Passivhaus. Estre estas técnicas podemos destacar las siguientes:

Blower door test: para medir la hermeticidad de la envolvente

Duct tightness test: para medir la hermeticidad de los conductos de ventilación

Cámaras termográficas: para verificar la ausencia de puentes térmicos

4. Passivhaus en el mundo

Aunque el estándar Passivhaus se originó en Alemania y fue pensado para climas fríos, actualmente la metodología Passivhaus puede ser aplicada a cualquier tipo de edificación del planeta bajo casi cualquier condición climática. De hecho, existen más de 50.000 proyectos Passivhaus en el mundo, en más de 40 países y en 4 continentes que demuestran la versatilidad del sistema y su capacidad para adaptarse a cualquier clima.

Las edificaciones Passivhaus pueden estar configuradas de muy diferentes maneras, incorporando diferentes y dispares sistemas constructivos que, a menudo, se corresponden con el clima y los recursos locales. Sin embargo, todos los proyectos tienen un denominador común. Todos los proyectos Passivhaus incorporan, en cierto nivel, los 5 principios mencionados anteriormente. Este denominador común garantiza la máxima eficiencia energética, la calidad del aire y el máximo confort térmico.

 

Passivhaus es aplicable en cualquier tipo de proyecto arquitectónico y en cualquier climatología

5. ¿Cuáles son los beneficios del estándar Passivhaus?

Passivhaus es una herramienta que nos permite comprobar que nuestra vivienda se ajusta a unos parámetros de rendimiento determinados. Estos parámetros atienden al consumo anual de la construcción en calefacción y refrigeración, a la demanda máxima de energía en un momento puntual, y al volumen de infiltración de aire exterior. El cumplimiento de los mismos garantiza el máximo confort térmico y el mínimo consumo energético. Si a esto le sumamos unos niveles adecuados de ventilación acompañados de sistemas de filtración obtendremos una calidad del aire mejorada en nuestro edificio Passivhaus.

5.1 Mínimo consumo energético y ahorro económico

Las edificaciones Passivhaus consumen hasta un 90% menos de energía que un edificio de una tipología similar. Esto supone un ahorro económico considerable en la factura energética que conlleva unos tiempos de retorno sobre la inversión muy bajos.

5.2 Reducción de las emisiones de carbono

Esta reducción del consumo energético conlleva una reducción equivalente en las emisiones de carbono. Por este motivo, los edificios Passivhaus son la punta de lanza del sector de la construcción en la lucha contra el cambio climático.

5.3 Máximo confort térmico y acústico

Dadas las prestaciones de la envolvente, las edificaciones Passivhaus garantizan la mínima variación térmica en su interior a lo largo del día y a lo largo de las estaciones. Asimismo, la ausencia de puentes térmicos y la presencia de superficies acristaladas de alta eficiencia suponen la ausencia de superficies frías en el interior del edificio. Estas dos características propician el máximo confort térmico del interior. Por otro lado, la propia envolvente super-aislada propicia el máximo aislamiento al ruido exterior.

5.4 Máxima durabilidad de los materiales

La envolvente hermética de un edificio Passivhaus evita la entrada de infiltración de aire y con ello de agua que puede quedar atrapada en el interior de los muros, dañando los materiales y provocando humedades. A su vez, la ausencia de puntos fríos en el interior evita las condensaciones superficiales, que a su vez provocan daños y envejecimiento prematuro de los materiales.

5.5 Revalorización de la propiedad

Todas las ventajas mencionadas anteriormente hacen que los edificios Passivhaus estén más cotizados en el mercado. La FIABCI (Federación Internacional de Profesiones Inmobiliarias) estima en un 20% la revaloración de este tipo de edificaciones con respecto a un equivalente de la misma tipología.

passivhaus-termografia-evalore

Edificación Passivhaus sin puentes térmicos a través de cámara termográfica

6. Compatibilidad con otras certificaciones

Los proyectos Passivhaus son perfectamente compatibles con otras certificaciones de sostenibilidad demandadas por el mercado como LEED, BREEAM o VERDE. Por otro lado, Passivhaus cobra especial sentido aplicado en conjunción con el estándar de bienestar y salud WELL. De hecho, cuando un proyecto aborda conjuntamente la Certificación WELL y aplica los principios de Passivhaus se multiplican los beneficios para el medioambiente y los ocupantes.

7. ¿Es rentable una edificación Passivhaus?

Al hablar de Passivhaus se debe recordar siempre que “la energía más barata y limpia es la que no se consume”. Generalmente, construir una edificación Passivhaus cuesta entre un 3% y un 8% más que una edificación convencional. Este coste adicional es debido a la incorporación de las carpinterías de altas prestaciones, a la ventilación mecánica con recuperador de calor (VMC) y a las medidas de hermeticidad.

Sin embargo, y aunque todos estos atributos supongan un sobrecoste, ya existen casos en los que se están implementando los principios de Passivhaus sin sobrecoste. Es en el caso de los grandes edificios y en concreto de las edificaciones multifamiliares donde los costes se reducen más, estableciendo claras ventajas económicas a la hora de construir bajo el estándar Passivhaus.

 

El sobrecoste de aplicar Passivhaus tiene una amortización inferior a 10 años debido al mínimo consumo energético

De cualquier manera, una edificación Passivhaus (ya sea una vivienda u otro tipo de edificación) es muy rentable a largo plazo ya que no sólo permite una amortización entre los primeros 10 años, recuperando esa posible inversión extra, sino que incrementa el valor de la propiedad. Caso contrario sucede en una edificación convencional, donde los elevados costes energéticos nos acompañarán durante toda la vida útil del edificio, suponiendo un lastre a medio-largo plazo.

Por otro lado, la propia normativa que entra en vigor en este 2020 presionará a la baja el precio de las viviendas y edificaciones poco eficientes, disminuyendo su valor de mercado. Se anticipa incluso penalizaciones fiscales para aquellos edificios que no se ajusten a la normativa a medio plazo. Por tanto, construir hoy sin criterios Passivhaus es una mala inversión y pronto podría incluso suponer una ruina económica.

En Espacios Evalore ya estamos preparados. Sabemos que la aplicación de estándares de sostenibilidad, bienestar y eficiencia energética como LEED, BREEAM, Passivhaus, o WELL es el único camino hacia una sociedad sostenible.  Si quieres que te ayudemos a implantar Passivhaus en tu proyecto, garantizando una inversión ajustada y un máximo rendimiento, contacta con nosotros.

 


pablo-munoz-evalore

 

Pablo Muñoz, CPHD, LEED GA, BPI MFBA

Cofundador y CEO de Espacios Evalore SLP